De Omaha a Canton

Este lunes se retira uno de los más grandes quarterbacks que han jugado este deporte. Peyton Manning se despide de la NFL con 5 premios de MVP en temporada regular, 4 Super Bowls jugados, 2 anillos de Campeón y una cantidad interminable de marcas en 18 temporadas.

Peyton es de los pocos en su posición que llevó el juego a un nivel muy alto de preparación. Definido por sus entrenadores y jugadores, Manning era lo más cercano a la perfección y a la intensa preparación, disciplina y ética de trabajo. Y es que para estar dentro de los mejores de la historia no hay otra alternativa. Hay que esforzarse y sacrificarse; Manning lo hizo en cada temporada. 

Dotado de una gran habilidad para leer defensivas, así como una inteligencia para ejecutar un plan de juego, descifrar esquemas defensivos, cambiar situaciones de juego, variar formaciones y jugadas en cuestión de segundos; Manning logró elevar el juego de una franquicia y colocó a Colts en el mapa no sólo en Indianápolis. Con Manning habían resurgido aquellos Colts del gran Johnny Unitas; más tarde le dio vida a los Broncos.

El mejor de la historia…

Siempre que hay que poner a Peyton Manning en la mesa, la pregunta es si es el mejor de la historia. Si me conocen, sabrán que más allá de escoger a alguien, pues es muy subjetivo y difícilmente los haré cambiar de parecer, Manning está dentro de los tres mejores de todos los tiempos. Sus marcas son impresionantes y eso no sólo se logra con un brazo muy potente y grandes receptores (que si los tuvo como Marvin Harrison y Reggie Wayne). 

 Los récords así como los triunfos en el Super Bowl no son obra de un jugador; es la consecuencia de un trabajo en equipo. Un trabajo en conjunto que lleva desde la repetición de una jugada hasta horas de video para analizar al contrario. Aquí podríamos pasarnos varios días nombrando y analizando todos y cada uno los récord de Manning, y todos nos llevarían a un mismo resultado trabajo en equipo. Por eso, es complicado definir quién es el mejor de todos los tiempos. Porque seríamos injustos con algunos, mejor sintámonos privilegiados porque lo vimos jugar.

Manning logró con su inteligencia y brazo sumar victorias y récords en la NFL, pero cuando el brazo comenzó a fallar y el físico empezó a menguar, al grado de perder la titularidad, fue cuando necesitó más del equipo. Por eso digo, los Campeonatos es la consecuencia de un trabajo en equipo. No me detengo a pensar si es o no el mejor de la historia, porque más allá de los números sus cualidades lo colocan ahí, dentro de los mejores.

El brazo se acaba...

Fue evidente como para esta temporada, Manning tenía problemas físicos. Lesión en el pie y disminución en la fuerza para soltar sus pases. Ese brazo que tantos TDs le dio (539), victorias (186) y yardas (71,940) todos esos récords de la NFL en temporada regular; ahora no pudo lanzar pase de TD en el Super Bowl 50; pero, realmente lo necesitaba Manning para demostrarnos algo? Sin duda que no, Manning ya lo había hecho todo hasta ese punto.

El brazo y la fuerza para lanzar el balón no eran las mismas, pero esa carencia nos sirvió para dejarnos en claro que su arma más peligrosa se mantenía saludable: su mente. En la última semana de la temporada de 2015, después de iniciar como suplente, Manning regresó al campo para la segunda mitad y sin lanzar el balón logró que su equipo anotara en dos ocasiones por tierra. Pequeños ajustes antes de que fuera centrado el balón favorecieron los bloqueos de la línea y Denver anotó. Los Broncos ganaron ese partido, con lo que amarraron todos los playoffs en casa, para que Tom Brady y Patriots los tuvieran que visitar en la Final de la AFC. Denver terminaba como el mejor de la Conferencia; con un brazo que generó muchas dudas, pero con la misma inteligencia que logra matar a cualquier defensiva.

Último rodeo... 

No se podrán nunca más un jersey, no veremos el número 18 salir por el túnel, tampoco escucharemos su señales y su famoso “Omaha-Omaha” en la línea de golpeo. No sabremos de Peyton hasta dentro de cinco años donde será elegido al Salón de la Fama.

Estos son algunos de los récords más destacables que tiene Manning…

Most Pass yds, Career                                          71,940

Most Pass yds, Season                                         5,477 in 2013 

Most 4,000-Yard Seasons, Career                         14

Most 400-Yard Games, Season                               4 in 2013 (tied) 

Most Seasons Leading in Pass TD                          4 (tied) 

Most Pass TD, Career                                             539

Most Pass TD, Season                                           55 in 2013 

Most Pass TD, Rookie Season                               26 in 1998 (tied) 

Most Pass TD, Game                                              7 in 2013 (tied) 

Most 4+ Pass TD Games, Career                           31 

Most 4+ Pass TD Games, Season                          9 in 2013 

Most Consecutive 4+ Pass TD Games, Season     5 in 2004

Most QB Wins, Career                                            186 (Tied with Favre)

Su rodeo terminó y su última parada será en Canton, Ohio. Lugar donde los inmortales se reúnen para formar un solo equipo; lugar donde Peyton Manning estará por siempre , “De Omaha a Canton”.


Print   Email